Tips para viajes seguros

Cada vez es mayor el número de familias (o personas) que deciden viajar con sus mascotas, en línea con una visión más humanista de los animales y un acercamiento más empático con estas criaturas.

Como todo ser vivo, sin embargo, tienen necesidades específicas que deben tenerse en cuenta al momento de recorrer varios kilómetros con ellos. Asimismo, se deben tomar en cuenta otras consideraciones, como las de índole legal.

En PetHome te proporcionamos una serie de tips para que esos viajes sean seguros y sin contratiempos.

1. Siempre colócales sus respectivos collares

La posesión de un collar o algún otro elemento de identificación (como las etiquetas o las chapas) es una de las cosas más primordiales, especialmente si se tiene en cuenta que los animales estarán en lugares desconocidos.

En PetHome puedes encontrar no sólo una variedad de modelos de collares, sino que además contamos con el sistema de identificación electrónica a través de microchips, en cumplimiento de las disposiciones legales vinculantes.

2. Habla con un veterinario

Nunca va a estar de más realizar una consulta médica con un profesional especializado, de manera que pueda no sólo examinar al animal, sino también proporcionar cualquier información relevante en materia de las necesidades de tus mascotas durante el viaje.

3. Recuerda sus necesidades fisiológicas

Los animales también se cansan y tienen necesidades como cualquiera de nosotros. La diferencia es que ellos no se van a controlar y, si no estás preparado, puede ser un completo desastre.

Procura en todo momento cargar con bolsas desechables, fuentes de hidratación portátiles o toallas absorbentes de manera que esos desastres salgan completamente de la ecuación.

4. No todos los animales son iguales

Como comentamos en la introducción a esta serie de tips para viajes seguros, los animales tienen necesidades específicas. Por ejemplo, los gatos suelen tener reacciones de animadversión bastante acentuadas en los viajes, es decir, son muy sensibles.

En PetHome tenemos juguetes, accesorios y productos de diferentes categorías en atención a las características particulares de cada animal. Utilizando el mismo ejemplo, tenemos feromonas y Catnip para garantizar la relajación y aliviar el estrés felino.

5. No todos son pet-friendly

Incluso cuando tienes todo en regla y estás debidamente preparado para atender cualquier necesidad o problema de tu mascota, pueden surgir problemas. Por ejemplo, si algún lugar del itinerario turística no es muy hospitalario con los animales.

Saber de antemano si todos los sitios que potencialmente van a recorrer durante el viaje reciben con brazos abiertos a los animales puede marcar una gran diferencia, ya que eso puede arruinar completamente esa parada del itinerario o enfrentarte al problema de dónde podrías dejar a tu mascota y con quién.